ESPÍRITU LIBRE

SUSIE WOLF

Entre Indígenas- ¿Quién es Susie Wolf? ¿A qué se dedica?

Susie Wolf- Susie Wolf es un espíritu libre. Vive en las montañas, alejada de la civilización donde encontró refugio y paz junto a la manada. 

Agradecida de poder aprender cada día de Madre Tierra y sus habitantes. 

Una tipa de manos entintadas y sucias de trabajar en el taller y la granja y de corazón algo ermitaño.
Apasionada de la lectura, la comida mexicana, y la música bluegrass/country/folk/blues donde halla cobijo. 
 
Supongo que no necesita mucho más que su pequeño ecosistema sin olvidarse de esos placeres mundanos que la mantienen viva.
 

E- ¿Cuándo nace este amor por la cultura nativo americana?

S- De pequeña, al ver películas de género western, recuerdo que empatizaba y sentía una clara inclinación y estima por el bando de los que en muchas ocasiones llamaban «enemigos salvajes». 

Como anécdota, recuerdo jugar en el suelo de casa con pequeñas figuras de goma: Cowboys vs Native Americans. Podía pasar horas diseñando escenas, no importaba cuántas batallas libraba siempre caía el hombre blanco, hahaha.

Siempre fui un pequeña niña salvaje. Me crié con mis abuelos en campos de cultivo. Correteaba descalza en busca de vainas de guisantes. Las abría con ilusión y ¡ahí estaban mis golosinas preferidas! 
 
Disfrutaba recogiendo flores silvestres,  construyendo cabañas y bañándome en el río. Mis abuelos fueron grandes maestros que me enseñaron a amar y conectar con la naturaleza. A respetarla como lo que es: Sagrada.
Eso también me hizo indagar y admirar profundamente la cultura nativoamericana y sus costumbres.  Creo que ahí empezó todo…
 

E- ¿Con qué animal y piedra preciosa te representas?

S- El lobo. Su espíritu me ha acompañado siempre. Y sin dudarlo, mi piedra es la turquesa.

E- ¿Cómo es un día perfecto en la vida de Susie Wolf?

S- Despertar temprano, desayunar un plato de huevos revueltos con beicon. Enfundarme las botas y coger la furgo para ir a buscar leña.

No hay reloj, no hay ruido.
Tiempo para cocinar a fuego lento y disfrutar del calor de mi tribu, de risas y cerveza, de una mañana de pesca…

E- ¿El estilo Western es una estética o un estilo de vida?

S- ¡Ambas cosas!

No puedo negar que soy adicta a los sombreros, las botas y los flecos, haha.  Pero no es un simple escaparate hueco. 
 
Detrás de toda esta estética se esconde una forma y visión de vida con la que convivo todos los días. 
 

E- ¿Cuál es tu fuente de inspiración?

S- Me inspiran todas las mujeres libres y fuertes que han sido capaces de desprejuiciar al mundo a golpes de fe y han roto estereotipos. Tanto las que adquirieron cierta fama y notoriedad como las anónimas que también dejaron y siguen dejando huella. 

La rebeldía de Belle Starr. La humildad y pureza en cada nota del legendario Mississippi John Hurt.
 
También encuentro la inspiración en la trivialidad de las noches de tocadiscos y mueble bar tras un día agotador. O en las conversaciones con esas personas de alma vieja que arrojan luz y pellizcan las entrañas.
 

E- Te quedan 2 días de vida. ¿Qué harías?

S– Oh SHIT! ¿Solo dos? Haha

Agradecer, abrazar y festejar. La muerte no es el fin, solo un cambio de lugar, una transformación. ¡Si muero, lo hago con las botas puestas y a ritmo de los Louvin Brothers!
 
E- ¿Con qué persona conocida se haría un viaje por Utah Susiewolf?
 

S- Seguramente alquilaría una F100 del 67 y llamaría a Caroline Spence. Fue uno de mis descubrimientos de este año. 

Sus canciones anestesian mis queridos demonios y son una palmadita en la espalda: Algo así como: «-Hey Susie, sé como te sientes, yo he recorrido ese camino». Es reconfortante. Sería una buena compañera de viaje.
 
En realidad, mi felicidad está en esos instantes de paz. Ahí reside la verdadera riqueza.
 
E- Un éxito y un fracaso.
 
S- Un éxito es encontrar paz simplificando mi vida. Es el éxito de todos los días. Y por supuesto, mi mayor éxito se llama Loba. Nos encontramos hace ya 9 años y construímos esta bella manada. Realmente no sé quien salvó a quien. Ambas lo hicimos. 40 kilos de amor peludo y salvaje. Es mi fiel compañera, mi familia y una gran maestra. Hemos vivido mucho juntas y aquí seguimos, creciendo y enseñando colmillo. 
Ella y el resto de la manada, formamos un gran equipo y la familia sigue creciendo…
¿Fracaso? …No me gusta esta palabra pero si he de mencionar algo…Considero que fracasar es perderse a uno mismo. Eso ocurrió en un pasado lejano y fue por miedo a perder a otras personas. Una lección más que aprendida. Ahora solo temo a no ser fiel a mi naturaleza. 

E- Hemos visto que tienes un taller. Cuéntanos un poco más de esta faceta.

S- Sí! Siempre me gustó trabajar con las manos. ¡Me resulta terapéutico!

La naturaleza es la mejor proveedora. Ella me abastece de la materia prima necesaria, yo solo le doy forma y color. La madera es muy agradecida. Además, la restauración también me fascina. A lo largo de mi vida comprendí, y creo que es extrapolable a otras parcelas, que con amor y dedicación se puede dar una segunda vida a todo. ¡La recompensa es asombrosa!
 

E- Tu mejor defecto y tu peor virtud

S- Bffff, aquí me resulta imposible ser escueta! Con el tiempo supe apreciar la sensibilidad como un don y no como algo contra lo que luchar. Aprendí a escucharla y abrazarla.

Quizá, mi peor virtud sea la sensibilidad, ¡que no es fragilidad, ojo! Se suele confundir y es un error. Las personas sensibles empatizamos y captamos las sutilezas con más facilidad. Tenemos que encajar en una sociedad que aún no está preparada ni posee un nivel de comprensión. Eso te hace ser fuerte, sí, pero a la vez provoca frustración. 

Y creo que mi mejor defecto es la desconfianza. Me hace ser selectivamente hermética. En algunas ocasiones, duermo con un ojo abierto y el rifle tras la puerta.
 
Emocionalmente hablando, cuando siento amenaza o directamente me encuentro en una situación de peligro, sin pestañear, construyo una fortaleza alrededor. Inaccesible. Una especie de efecto bunker. ¡Por suerte, eso me ha salvado de muchas!
 

RECOMENDACIONES

– Una frase: La persona auténtica es la que honra su propia verdad.

– Una película: Alabama Monroe

– Una canción: September doves de Lost dog street band

 Una bebida: Whiskey

– Una ciudad: Albuquerque

¿QUÉ PREFIERE SUSIE WOLF?

  • Diez años en coma / Diez años en cárcel
  • Que te sean infiel / Ser infiel
  • Hablar con los animales / Hablar con los muertos
  • Un buen libro / Una buena película
  • Sólo poder susurrar / Sólo poder gritar
  • Wifi gratis toda la vida / Café gratis toda la vida
  • Cantar en público / Bailar en público
  • Sólo comer salado / Sólo comer dulce
  • Despertar en un desierto / En un bote en medio del océano
  • Saber de qué morirás / Saber qué día lo harás
  • Algo organizado / Algo Improvisado
  • Concierto de música / Obra de Teatro
  • Visitar el pasado / Visitar el futuro
  • No poder ver / No poder oír
  • Luz encendida / Luz apagada
  • Realidad / Ficción
  • Viaje en moto / Viaje en coche
  • No salir nunca de tu ciudad / No poder volver
  • Ser sumiso / Ser dominante
  • Continuar con tu vida / Reiniciar tu vida